Ideas para decorar con maletas

No te lo pierdas… la imaginación humana es la bomba, mira estas butacas y estas cajoneras…

Nosotros tenemos las maletas, tú te atreves a montarlo??

Te dejamos este post para que te inspires:

Me  he sentado muchas veces en una maleta: para intentar cerrarla, porque la espera en un aeropuerto o una estación se me hacía larga y no había otro sitio mejor, o simplemente porque sí. Me he sentado muchas veces encima de una maleta, pero nunca se me habís ocurrido que esa función de asiento pudiera ser permanente.

Afortunadamente, alguien ha discurrido más que yo y ha dado con una solución perfecta para no tener que tirar esas castigadas maletas rígidas que tanto sufren cuando viajan en avión.

Convertir unas viejas maletas en unas originales sillones es más fácil de lo que parece. Basta con abrirlas y dejar que un lado sea el asiento y el otro sirva de respaldo. Luego, sólo hay que coger espuma y rellenarlas, bien mullidas para que al sentarse la espuma no baje demasiado y no rocemos con el borde la maleta. Y rematarlas con un tapizado que nos guste, cuanto más llamativo, mejor. Aquí han optado por rayas y lunares de colores vivos: naranjas, amarillos, verdes… aunque todo puede valer. Pero ya que estamos puestos a llamar la atención, pues mejor colores un poco chilones.

Sillas-hechas-con-maletas-viejas-1

Sillas-hechas-con-maletas-viejas-2

Venga quién se atreve a ser el primero en sentare!

 

 

Anuncios